Congresos y Eventos

El Turismo de congresos es conocido por las siglas en inglés MICE (Meetings, Incentives, Conventions & Exhibitions) y según el organismo Spain Convention Bureau, el turismo de congresos genera en España unos 6.000 M € /año.

Las propuestas de AMPOEC se basan en la atracción de organizadores de eventos y congresos para que acudan visitantes y participantes de otras ciudades españolas y de otras ciudades y países extranjeros. Unos organizadores que contratarán servicios, necesarios para la celebración de los eventos, a empresas locales además de los gastos habituales de alojamientos y manutención.

A la formula de retorno de la inversión (Beneficio – Inversión) / Inversión x 100 se le debe añadir para el análisis; las emociones, las ilusiones, las experiencias que cada asistente vive y que posteriormente son compartidas en sus redes sociales, entre sus familiares y amigos que hace que se produzca unas sinergias de atractivo turístico de otras disciplinas como son el turismo de sol y playa, cultural, deportivo o residencial. Por este motivo es fundamental la apuesta del turismo MICE, del turismo de congresos.

Impacto económico del turismo MICE en las cinco poblaciones del Mar Menor: San Pedro del Pinatar, San Javier, Torre Pacheco, Los Alcázares y La Manga del Mar Menor hay que analizarlo desde dos puntos de vista; desde el organizador y desde del asistente:

1.- Organizador: el organizador para la celebración de su evento requiere una serie de servicios que solo pueden ser suministrados por empresas y por profesionales locales, entre los que se destacan:

  • Salas o salones de celebración
  • Alojamientos (hoteles)
  • Alimentación en los descansos y en las comidas (hoteles, restaurantes o empresas de catering)
  • Transporte interno en autocares o taxis
  • Servicios de marketing: agencias de publicidad, productos gráficos como photocall, invitaciones, etc.
  • Publicidad en medios de comunicación locales y regionales: prensa, radio, tv, etc.
  • Servicios de azafatas, alquiler de material audiovisual, fotógrafos, agencias de comunicación, agencias de relaciones públicas, etc.
  • Servicios de ocio deportivo o cultural como clubes de buceo, paseos en barco, senderismo, rutas arqueológicas, guías turísticos, rutas gastronómicas, etc.
  • Servicios musicales y artísticos como cantantes, monologuistas, magos, etc.
  • Ocio nocturno como discotecas, pubs, actuaciones en directo, etc.

Cada organizador, cada evento en función de su relevancia demandará un mayor o menor número de servicios vinculados a su evento.

2.- Asistente: está en búsqueda permanente de las experiencias únicas del lugar de celebración donde le quedará en el recuerdo no lo que vivió o experimentó en el evento (ponencias, mesas de trabajo, etc.) si no lo que recordará son las emociones, las ilusiones que vivió y experimentó en el entorno, en el entorno del Mar Menor y por eso sus gastos se repartirán en:

  • Coste de la inscripción
  • Viaje y desplazamiento hasta el lugar de pernoctación
  • Alimentación (cenas, aperitivos, desayunos)
  • Compras locales como tabaco, revistas, servicios bancarios, correos, etc.
  • Transporte interno (taxis) o alquileres de coches
  • Ocio deportivo, cultural, gastronómico, nocturno, etc.
  • Otros gastos en productos típicos o significativos de la zona como productos gourmet, artesanía, decoración, etc.

La importancia del MICE en la localidad, en la zona de su celebración es incuestionable al tener una media de gasto de los asistentes de entre 90€ y 150 €/día por comensal en función de la duración del evento, la fecha de realización y el número de participantes. El gasto de los organizadores en la economía local parte desde los 2.500 € en adelante en función del tipo de evento y en función del nivel de los asistentes (varía mucho en función del lujo deseado) que sumados al gasto de los asistentes puede dar a lugar a una aportación de 5.000 € en adelante por un evento de un día y medio de duración. Si se lograra el objetivo de cinco eventos semanales, la aportación semanal a la economía local oscilaría entre los 20.000 y 25.000 € semanales unos 100.000 €/mes a la economía local para eventos de solo 10 personas por evento. La cantidad se vería incrementada por un mayor número de asistentes por evento.